Arxius de la categoria 'aachen'

Desde siempre me he fijado en las matrículas de los coches. Cuando íbamos los veranos al pueblo de mi padre, me pasaba la mitad del trayecto (la otra mitad iba durmiendo :P) mirando a los demás coches e intentando acertar de dónde eran (cómo echo de menos que las matrículas identifiquen la provincia!), si no lo sabía le preguntaba a mi padre.

Otra cosa que siempre me ha hecho gracia es ver algún elemento relacionado de alguna manera conmigo en lugares donde no es común. Y si lo juntamos con lo de las matrículas, pues siempre que veía un coche de Barcelona en el trayecto al pueblo, me ponía a gritar: “mira, uno de Barcelona!!”

Hoy, salíamos del trabajo Cris, otra chica y yo, íbamos hablando de relaciones de pareja (Cris se ha enterado de que uno del trabajo rompió con su novia hace 3 meses, llevaban más de 6 años), y hablando de las nuestras (Cris lleva 8 años con su novio, y la otra chica unos meses) Cris me ha preguntado cuánto tiempo estuvimos Salva y yo juntos en Alemania, y cuánto tiempo separados. Justo cuando le estaba contestando, ha pasado un coche con una matrícula que me sonaba: AC. Un coche de Aachen!

Esto, que ya de por sí es casualidad, me ha recordado algo que pasó cuando volvíamos de la Cerdanya. Estábamos ya en la nacional hacia Sant Vicenç, hablando de lo bien que lo habíamos pasado… y en un tramo de dos carriles, adelantamos (o nos adelantó, ahora no lo recuerdo bien) a otro coche con matrícula AC.

Si es que me emociono con cualquier chorrada…

Cuando estábamos en Aachen, el regalo de despedida de los estudiantes en Philips era una camiseta, con fotos de gente que el homenajeado había conocido allí, el logo de Philips y una frase representativa de su estancia. La de Christian fue Don’t imitate, implementate, parecida al logo de Hugo Boss pero con el verbo (inexistente) que se había empeñado en utilizar durante toda su presentación (junto con otros verbos inexistentes acabados en -ate). Y al querer poner un título al día de ayer (improvisación) me ha venido a la mente el lema de Christian…

Ayer, como últimamente hacemos los viernes si yo no tengo guardia (es decir si hago intensiva), Salva y yo fuimos a comer al Starbucks (es lo que tiene trabajar cerca el uno del otro, que en 5 minutos le voy a buscar y vamos donde queramos 🙂 ). Los bocadillos están bastante buenos (yo me suelo comer un bocadillo a media mañana para aguantar hasta las 15h así que luego no tengo demasiada hambre, y a Salva por lo visto también le vale comer sólo un bocadillo :P), nos tomamos un frappuccino (pedir el mío este verano es todo un show: banana mocha sin mocha… es decir, frappuccino de banana con base de café pero sin nada de chocolate :P), nos sentamos en nuestro sofá (ayer estaba ocupado cuando llegamos, pero en cuanto quedó libre nos trasladamos)… y después el postre (yo soy animal de costumbres, el dulce de leche cheesecake es delicioso).

Salva cogió un periódico y empezó a buscar una crítica a una película que dijo que me gustaría. Le pregunté: va de frikis? Sip. Ya había visto en alguno de los gratuitos un artículo sobre Promedio Rojo, así que acerté rápido :P. Por lo visto en Barcelona sólo la proyectan en los AMC Diagonal Mar, y Salva me retó a ir a verla (una tarde, también en el Starbucks, me propuso ir al cine, pero al final lo desestimamos porque llegaríamos muy tarde a casa… sobre todo él). Yo tomé el reto y volví a coger el periódico para mirar los horarios. A las 18:35h había un pase (eran las 16h más o menos), así que podíamos acabar de comer tranquilamente, ir a Diagonal Mar a dar una vuelta (ninguno de los dos habíamos estado nunca en el centro comercial, aunque Salva pasa por delante cuando coge el Tram para ir al trabajo) y ver la película.

El centro comercial está bastante bien, aunque me lo imaginaba más grande (como decía la Ampariues en Oh! Europa :P). Lo primero que hice nada más llegar fue gastarme dinero :S, me compré una camiseta en la Promod (es curioso porque esta semana estuve pensando en pasarme algún día por la Promod de La Maquinista a mirar camisetas). Luego estuvimos mirando más tiendas pero no compramos nada más. En el cine, compramos las bebidas y las palomitas. En principio queríamos una de palomitas grande (no el bucket), pero con los menús nos salía más barato pillar el bucket. Inconceivable!

La película me gustó bastante. El punto de partida es como la típica película de instituto americana: están los pringaos y los populares, y estos últimos suelen hacerles la vida imposible a los pringaos. Llega una chica nueva de la que se enamora el héroe (un pringao)… pero ella empieza a salir con un popular. Pero si lo de héroe es literal, porque nuestro pringao es un friki fan de los cómics, que dibuja su propia vida en cómic en la que él es el héroe, y le añadimos muchas referencias a otros cómics y a Star Wars… tenemos una película muy divertida.

Actualizado 12:55h: si vas a ver la película, no te vayas hasta que acaben los créditos 😉

Al salir del cine cogimos el Tram y luego el tren hacia Mataró (es la primera vez que hacemos juntos ese trayecto en tren). Teníamos una reserva a las 22h y no valía la pena ir a casa, así que fuimos directamente. Fuimos a un restaurante de Cabrils, el mismo donde celebramos el cumple de Christian, la Pizzeria de l’Hort. Cenar gratis siempre viene bien!! Y por qué cenamos gratis? En este restaurante hacen un concurso, la foto del mes. Cuando estuvimos en el cumple de Christian nos hicieron una foto, nos pidieron nuestros e-mails, y pocos días después nos la enviaron, junto con las instrucciones para el concurso. El 10 de mayo teníamos que mirar el apartado correspondiente de la web para ver si nuestra foto había sido seleccionada, y si era así enviar un e-mail. El primero que lo enviara conseguiría una cena gratis para dos personas. Salva y yo, como buenos frikis, nos pusimos nuestras alarmas para no olvidarnos de la cita con intenné… Y el día 10, no apareció nuestra foto. Yo, como soy más friki, lo había estado mirando de vez en cuando, y me di cuenta de que esa foto llevaba tiempo colgada (o sea que podía ser que todavía no la hubieran cambiado), así que durante unos días lo estuve monitorizando. Pero la foto no cambiaba, así que lo dejé por imposible. El 19 de mayo, no sé por qué, me dio por volver a mirarlo y… voilà! Allí estábamos! (ahora no vayáis a mirarlo que ya la han cambiado :P) Así que rauda y veloz envié el mail. Tardaron una semana en contestar, pero me confirmaron que había sido la primera. Y ayer nos cobramos nuestro premio :).

Lo raro fue al final de la cena. Tomamos los postres, nos preguntaron si queríamos cafés y dijimos que no, estuvimos hablando un rato, pero no sabíamos si nos podíamos ir por las buenas, si teníamos que firmar algo conforme ya habíamos disfrutado de la cena gratis, o qué… Como los camareros no nos decían nada, al final le preguntamos a una camarera, que fue a preguntar y nos confirmó que nos podíamos ir… Al salir nos encontramos con la chica que lleva todo esto de la foto del mes (con la que yo había hablado por teléfono y nos habíamos intercambiado mails), que nos saludó y nos preguntó qué tal había ido todo. Muy simpática.

Acabamos en el bar de las caipirinhas, que ha cambiado de nombre (antes creo que se llamaba Continental y el nombre nuevo no lo recuerdo pero suena a tropical, aunque para nosotros siempre será el bar de las caipirinhas) y de decoración (me gustaba más antes), pero donde siguen haciendo caipirinhas buenas (no como las caipirinhas a la Peratallada, que consisten en hielo picado, lima y ron a saco :S). Y luego a casa, llegamos a Barcelona a la 1:30h (y a Salva todavía le quedaba volver a Mataró!).

Ayer me lo pasé genial, haciendo algo que no teníamos previsto pero que cumple a la perfección el objetivo de todo el fin de semana: pasar el menor tiempo en casa posible (mi hermana está de exámenes, lo que por lo visto significa que ocupe el comedor con su música a tope… la explicación de mi madre sobre por qué ocupa la mesa del comedor es que tiene el escritorio muy desordenado… no comments). Los planes para hoy para cumplir el objetivo son ir a La Roca a gastarnos más dinero, pasaremos la tarde allí. Y mañana, a las 16h me planto en casa de Salva para una maratón de House 😛

Lo más irónico es que hace 5 minutos que la música de mi hermana ha dejado de molestarme. Por qué? Porque hay otro vecino que la ha puesto más alta, y lo oigo por la ventana (que da al patio interior). Ahora me retiro a decidir si prefiero asarme de calor (o sea cerrar la ventana, aunque seguiría oyendo algo de música) o escuchar música que no es mía (al menos no es lolailo!).

Hoy es mi fake-cumple. Como el año pasado ya expliqué de qué va esto, no me repetiré 😛

Pero hoy también he recibido una felicitación vía e-card 🙂

El año pasado no hubo e-card, Salva y yo estábamos regresando de un viaje revival. Snif, hace un año que no piso Aachen :'( Las fotos del viaje están en el set Zu Aachen Zurück de Flickr (por cierto, el nuevo Organizr mooola!), no sé por qué no está enlazado en la crónica del viaje :S

Este finde subí algunas fotos de un viaje también muy especial… Qué pasa si metemos a 6 personajes en una Touran y salimos de Aachen rumbo Berlín? El resultado se llama Berlín, la Odisea (la odisea en sí es la primera parte, Aachen-Berlín en 13 horas *, si os interesa la historia completa, Salva escribió una crónica para la web de Christian).

* Ya le he encontrado un fallo al Organizr! Coges un grupo de fotos, y puedes cambiarles la fecha en la que fueron tomadas (taken)… pero no puedes hacer lo mismo con la fecha en la que fueron subidas a Flickr (posted)! Sí, lo puedes hacer individualmente (como antes), pero ya que se ponían con la batch edition de fechas… podían haberlo hecho con los dos tipos de fechas! Lo digo porque la visualización de las fotos de un set se hace por el orden que tú quieras (yo el set de Aachen lo tengo ordenado por date taken), pero las fotos correspondientes a una tag se visualizan por date postedEn fins, que la miniserie Aachen-Berlín en 13 horas empieza con la foto de Joan (ahí si seguís el orden del set Aachen ya veréis la historieta cronológicamente).

I’ve been playing with Google Mapsagain.

Resulta que ayer me enteré de que ya estaba disponible Google Maps España. Lo primero que hice, claro, fue buscar mi casa, y la clava!

Pero hoy he recordado que hace tiempo busqué Aachen (a mano, moviéndome por Europa, porque poniendo Aachen en el buscador no encontraba nada) y sólo había una vista muy general de la ciudad, y he probado a ver si la cosa había mejorado. Bingo! Para empezar, he podido encontrarlo utilizando el buscador. Y para seguir, había tanto detalle que no sabía por dónde empezar a buscar!

Por mi casa, por la de Salva, por la Pontstraße, la Marktplatz, la Dom, Elisenbrunnen, la Hauptbahnhof?

Pero donde ha acabado de caer la lagrimilla ha sido al ver la Philips.

La Philips
En la foto hay notas, para que veáis dónde trabajábamos exactamente Salva y yo. Ains…

Agradecimientos: gracias a mi ordenador del trabajo por ser tan lento y rallarse de tal manera con el Google Maps que me ha sido imposible publicar este post desde allí. (ironic mode off)

Tot parlant amb en Salva per l’Skype (ja m’he acabat les galetes, ooh 🙁 ) m’he posat a plorar de l’emoció. Tinc la llàgrima fàcil, tot sigui dit, a la mínima que ric o m’emociono una mica, pam!, a plorar.

En Salva estava mirant com comprar entrades pel Mundial d’Alemanya (amb tot això dels viatges del Lidl havíem pensat que era una bona manera de tornar per Kartoffelnlandia). La primera mala notícia és que només es poden comprar amb Master Card, però de totes maneres ha continuat per mirar quant valien. Això ha estat el que m’ha escrit poc després:

hola no hi ha entrades per cap partit
hola sóc una puta entrada exhaurida
hola quina rábia

I m’ha fet molta gràcia. Pero el millor ha estat quan ha continuat:

(perke faig de celia?)

I m’he emocionat. Perquè això era típic de la Celia, imitar les persones o coses dient “hola soy X”. Me’n recordo d’un madrileny company de la universitat (a Aachen, s’entén) de la Carla que no ens va caure gaire bé (era bastant xulo, el madrileny tòpic), i la Celia es va posar en plan “Hola soy Oscar, hola mira qué tonto soy!”, movent les mans molt ràpidament com feia ella.

Aix, quins temps… Per cert, em sembla que lo del mundial… pos va a ser que no.

Si divendres fèiem revival de l’escola i l’institut, ahir vam fer revival… d’Aachen.

En Salva i jo vam anar a sopar a Mataró, volíem anar a El Graó però un dissabte, cap a les 22h, sense reserva, era complicat. Així que vam acabar a un xino. No al de sempre, sinò que vam provar-ne un altre… que està bastant bé.

Després de sopar ens vam trobar amb en Christian i vam anar a prendre una caipirinha al Continental. Vam parlar de tot però la conversa va derivar en bastants ocasions cap a les nostres vides fa dos anys. Fins i tot en Christian va proposar fer una macroquedada amb altres Erasmus que havien coincidit amb nosaltres. Serà a Cadis, a València, a Mallorca? No sé si s’arribarà a fer, però estaria bé.

Després vam anar a un pub irlandès d’allà a prop, i vam continuar xerrant. Va ser genial recordar vells temps, i tot i que en Salva m’anava dient de tant en tant “You’re not blogging this!”, ja veieu que no li he fet gaire cas.

In case you didn’t notice, Living in Aachen is back to life!!

Hace unos días que estoy repasando las fotos de Aachen que ya había subido a Flickr y subiendo algunas más (ahora que tengo una cuenta pro, mwahahahah!), y retomando las crónicas en el blog. De momento llevo poquito, además la plantilla que elegí en su momento me da bastante rabia, no tanto por apariencia (me gusta más que la que tenía antes aquí) sino porque hace cosas raras (por ejemplo, hace tiempo le quise poner las opciones de administración pero aún poniendo el mismo código que aquí no funcionaba). Supongo que también será porque no tengo la plantilla por la mano como ésta (no tengo ni idea de HTML pero al diseñar children 2.0 aprendí un poco!), ya me la miraré bien. O sea que está todo un poco a medias pero intentaré dejarlo todo a mi gusto.

Es que estas fechas me ponen tonta (sí, hoy hace dos años estaba en un tren con destino Aachen), pero espero que esta vez la tontería me dure más!

I’ll try 😉

Editado 01.03: me olvidaba! Creo que ya puedo tachar otro de mis propósitos de año nuevo! Aceptamos barco no? 😛

Así como da rabia que se acuerden de ti por interés, hace mucha ilusión que se acuerden de ti porque sí.

Esta mañana al volver de desayunar he visto que tenía una perdida. Normalmente me llevo el móvil pero hoy lo había dejado para cargar la batería, y qué casualidad, he llegado a las 11:30h y la perdida ha sido a las 11:29h. Era Celia, una gaditana que conocí en Aachen y de la que hacía tiempo que no sabía nada. Salva también tiene una perdida suya, seguramente estará nostálgica (yo también lo estoy últimamente, serán las fechas) y nos habrá hecho perdidas a todos.

Lo último que sé de ella es que había vuelto a Aachen con su novio aachentino, Jan. Cuando Salva y yo estuvimos allí en mayo del año pasado no la vimos, se habían mudado a Essen, pero me escribió un mail dándome recuerdos para Salva. Sigue enviándome mails de vez en cuando, simplemente diciendo que se acuerda de mí.

Ahora mismo no sé si sigue allí o ha vuelto. La perdida era desde su móvil español, y he pensado que a lo mejor estaba aquí, pero la he llamado y no me contesta, así que supongo que sigue por Kartoffelnlandia. El problema es que no tengo su número alemán (el que tenía cuando ambas vivíamos en Aachen lo dio de baja, después he tenido varios números suyos pero nunca le llegaban mis mensajes), así que estamos destinadas a no comunicarnos. Al menos esta vez le he escrito un mensaje al móvil español y le ha llegado!

Pero que sepas, Orejona, que yo también me acuerdo de ti muchas veces 😉

Tengo pendiente más de una entrada, pero es que me lío, me lío… y nunca me pongo a escribir!! Por ahora, una cosa surrealista que me pasó el sábado pasado (10 de Diciembre) por la tarde.

Situación: estoy viendo un bodrio de serie, Alerta Cobra. Por qué? Salva me había llamado para contarme que en esa serie había un coche dirigiéndose… a Aquisgrán!! Total, que me puse a verla (descubriendo que, efectivamente, es malísima!). El episodio se llamaba “Carrera infernal en la A-4” (la A-4 es una autopista alemana que une Colonia y Aachen), e iba de un coche donde van una tía (que es la que conduce), su sobrino (un bebé), un ejecutivo (que no sé qué pintaba, la verdad) y un ciclista que han recogido y que luego resulta que es poli (de la policía de carreteras, en la que se centra la serie). De repente se queda atascado el acelerador, no pueden frenar ni hacer nada para parar el coche y van por la autopista a 170km/h con el depósito de gasolina lleno… Ya veis la calidad de la serie, no? Yo que tenía ganas de ver Aachen por la tele! Pasaron por allí, pero a toda pastilla y apenas me dio tiempo de ver alguna Sparkasse (bueno, también uno de los típicos radares, que le hizo la fotillo de rigor a la conductora, yendo a 170km/h por el ring, normal que se la hagan no?). Por cierto, que además de malo, el capítulo tenía un fallo de guión preocupante. A ver, van por la A-4 desde Colonia hacia Aachen. Cuando la policía de carreteras se da cuenta de que no pueden frenar desalojan la autopista para que puedan seguir tirando hasta que se les acabe la gasolina. Antes de llegar a Aachen se ve que hay una curva de la muerte en la autopista, así que se les ocurre hacer cruzar el coche por el medio de la ciudad (por uno de los rings, que son calles bastante anchas). Cuando superan esa prueba, siguen por otra autopista hacia no sé qué otra ciudad, pero… si cogéis un mapa de Alemania, veréis que si vas de Colonia a Aachen y sigues recto… te vas a Holanda o Bélgica!! No hay más Alemania!!

La situación no tiene nada que ver con el tema, pero ya me conocéis :P. Bueno, sí que tiene que ver en el sentido que una visita inesperada hizo que me perdiera un buen trozo de esta apasionante serie. La visita sí que tiene que ver con el tema 😉

Llaman a la puerta. Un comercial de Ono (la empresa antes conocida como Auna, el lector más avispado quizás extraiga alguna conclusión de esta gratuita aclaración ;)). Este verano estuvieron de obras en mi calle, han traído la fibra óptica hasta aquí. Y ahora van por las casas ofreciendo el servicio. En este caso el comercial es un chico joven que va de simpático. Me intenta vender la moto (cómo no): pack de llamadas nacionales gratuitas, Internet 1 Mega y Televisión ONO por 50€ (+IVA). Le digo que tenemos ADSL (+llamadas gratis), y que nos va bastante bien, por menos pasta. Me dice, primero que la tecnología de fibra óptica es mucho mejor que la del teléfono convencional (no lo negaremos), y segundo que ellos además de Internet nos dan TV. Para qué quiero yo más canales si no veo los que ya tengo? Entonces replica que hay otra oferta sin TV y con 2 Megas en lugar de uno, por el mismo precio. Bueno, si se tratara de cantidad ya me habría cambiado a Jazztel, que me dan 20 Megas, pero se trata de que lo que tengo me va bien y más vale malo conocido…

El tío ve que por este camino no llegará a ningún lado y vuelve al argumento de la tecnología, haciendo lo típico que hacen los comerciales (espero que no se me enfade ninguno del gremio por generalizar :P) que es suponer que el oyente no tiene ni puñetera idea de lo que le estás hablando y que se va a creer lo que le cuentes, incluso si te dice que la fibra óptica es tal maravilla que hasta te plancha la ropa! Hasta que suelta la frase mágica: “Mira, yo soy Ingeniero de Telecomunicaciones y…”

En mi interior suena la alarma de las Tacañonas. Se lo tuve que decir: “Pues mira, somos colegas”. El tío alucina aspirinas, claro, y pregunta “en serio?” Cuatro intercambios de tonterias después, suelta la frase que lo acaba de sentenciar a llevarse la Ruperta (es decir, irse con las manos vacías): “Bueno, yo en realidad no acabé la carrera, es que era muy difícil. Siempre digo que soy ingeniero porque, verás, lo dejé después de tres años, y en tres años ya ves un poco de qué va, no?”. Acabáramos! Ahora me pregunto por qué seguí yo estudiando dos años más, si con tres ya tenía de sobra!! Y cabe aclarar otra cosa: 3 años != 3 cursos!! Que si lo dejó fue porque muy bien no le iba!! Entonces me pregunta que si yo he acabado, le digo que sí, y suelta: “Es que las tías sois más listas” Peloteo… por aquí vas mal, chaval!! Al final consigo quitármelo de encima, no sin que él me repita las bondades de su servicio y me dé un folleto de ofertas con su número de teléfono.

Cierro la puerta y me vuelvo a ver la bodrio-serie. Me miro el folleto con un poco de atención (es decir, la letra pequeña): al pack de tele hay que sumarle el alquiler del descodificador (unos 7€); la conexión a Internet, tanto la de 1 Mega como la de 2 Megas, tienen una subida de 300kbps. A ver cómo me explico: para navegar, me sobra con el Mega que tengo. Y todavía no hay servicios que me pidan más ancho de banda. Si quiero más velocidad es, para qué engañarnos, para el P2P. Pero de qué me sirve aumentar la velocidad de bajada si la de subida es una mierda? Es decir, para el P2P me interesa una conexión lo más simétrica posible… Vaya rollo.

Pero la historia no acaba aquí, nooo!! Miércoles 14 de Diciembre al mediodía. Estoy comiendo tranquila en mi casa viendo Sexo en Nueva York cuando otra visita inesperada me interrumpe. Otro comercial de Ono. Empieza mal: “Oye, llevamos buscándote varios días y nunca te encontramos en casa!!” Vamos, como si mi principal ocupación fuera esperar a que vinieran comerciales de Ono a mi casa!! Le contesto que en realidad ya hablé con un comercial, pero él hace oídos sordos y empieza a soltarme el rollo típico. Que no, que ya me lo sé!!

– Y bueno, teníais pensado cambiar a Ono? Lo digo porque este viernes empezaremos a hacer las instalaciones en este edificio y sería conveniente que se hicieran todas a la vez.
– Pues no.

Clar i català

– Y por qué?
– Pues porque estoy contenta con mi conexión y ya tendré tiempo de cambiar si quiero. Además, me dais la misma velocidad pero más caro.
– Qué tienes, ADSL?
– Sí.
– Es que mira, la tecnología es diferente. El ADSL va por el par de cobre normal, el de teléfono, y es una tecnología muy obsoleta, en cambio la fibra óptica es mejor, bla bla bla.

Me están entrando ganas de decirle que soy Teleco y que se ahorre la charla, pero Carrie me está esperando en el vídeo y no tengo ganas de otra conversación estúpida. Pero ahora viene la bomba, que es la patada al Campillo que da en la siguiente frase:

– Pero a ver, el Mega que tú tienes en tu ADSL no es el mismo Mega que te da Ono. El de Ono es más rápido.

A ver pardillo, que un Mega es un Mega, aquí y en Marte. Esto no se lo paso:

– Perdona, un Mega es un Mega, en cuestión de velocidad están empatados 😛
– No no, pero piensa que la tecnología es mejor. El par de cobre sólo acepta hasta 45 Megas, no da más, en cambio con la fibra se pueden obtener velocidades más altas.

Nota para los profanos: es cierto que el cable telefónico convencional tiene un límite tecnológico, me suena que los 45 Megas es correcto, pero… si mi compañía (y la suya) me está dando 1 Mega, con el par de cobre me sobra capacidad!! Un símil: el cable de teléfono es un tubo de 45cm de diámetro, el de Ono tiene 2 metros (mucho más ancho). Las dos compañías me ofrecen un hilillo de 1cm para pasarlo por el tubo. Pasará por ambos no? Vamos, que este hombre mezcla la velocidad con el tocino.

Decido dejarlo por imposible, porque si no sabe lo que dice, tampoco no sacaré nada de rebatirle. Y además, Carrie sigue en pausa. Así que adiós, a engañar a otro eh? Y no, no me dejes ningún folleto que no quiero hacer la colección.

Acabo de fer una cosa ben friki… però no puc dir res, mwahahahah!!

Demà tinc una segona entrevista amb la sòcia de l’empresa de la Cris (ergo al final va ser que sí :P). Però d’això ja en parlaré…

Avui fa 2 anys que vaig rebre un mail que va provocar un gran canvi en la meva vida. Què filosòfic no? A veure, que m’explico. Aquest mail era d’un tal Bernd Ackermann, i em deia que la meva sol·licitud per fer el PFC als laboratoris de Philips a Aachen havia estat acceptada. Ara s’entén millor oi? 😉

Bé, per si no ho havíeu notat, sóc bona per les dates. I m’agrada recordar aquests aniversaris aparentment absurds. I pensar “Què feia jo fa X anys?”. Doncs fa 2 anys saltava d’alegria per casa meva, marxaria a l’estranger a fer el projecte!! Era una idea que tenia des de feia temps, però va ser gràcies a la Silvia que m’ho vaig plantejar de veritat (ara ve quan me’n vaig del tema :P).

Com dic, sempre havia volgut fer-ho, però per les típiques pors (viure sola sense la mama que t’ho fes tot, estar sola en un país estranger, haver de parlar en anglès a la feina…) havien fet que no busqués gaire informació sobre el tema, i que ho deixés bastant de banda. Un dia (12 de Febrer de 2003, però aquí he fet trampa perquè ho he mirat a la meva col·lecció d’entrades de cine :P) la Silvia i jo vam quedar per prendre alguna cosa i no sé per què va sorgir la idea d’anar al cine. Vam anar a l’Heron City a veure The Ring, i li vaig comentar aquest somni impossible. Ella em va animar, fent-me veure les coses positives, i va ser a partir d’allà que em vaig moure. Encara em quedaven 2 quadrimestres per acabar les assignatures, però igualment vaig anar a les reunions informatives per la gent que volia marxar al Setembre, per anar-me informant (mmm… ara em pregunto, hi hauria en Salva per allà? Ell va marxar al Setembre…). Així que: moltes gràcies, Silvia!!

Per l’Octubre-Novembre de 2003 ja van començar a fer les reunions informatives per la gent que volíem marxar al Febrer, i vaig fer les sol·licituds per la Intranet, etc. I l’1 de Desembre rebia el mail d’en Bernd. Vaig esperar-me un dia per respondre-li sense posar-li massa emoció :P.

El dia 9 de Desembre vaig rebre un altre mail, d’un tal Christian. Em deia que li havia demanat el meu mail a la responsable de Relacions Internacionals de l’escola, perquè ell també anava a Aachen, i que estaria bé que ens coneguéssim, ja que conviuríem durant 6 mesos… Digueu-me tonta, però no m’havia parat a pensar en contactar amb altres companys. També em deia que pel pont de la Constitució havia anat a veure un amic seu que estava allà, i que ja m’explicaria més coses de la Philips, d’Aachen i de tot plegat. Endevineu qui era l’amic? Premi per qui hagi pensat en en Salva!! Recordo que pel messenger me’l va descriure com una mica exagerat i pessimista… quanta raó!! 😉

I per si encara no ha quedat clar que la vida està plena de casualitats, quan em va donar la web de l’Alex i vaig anar a mirar les fotos d’aquell pont, a qui em trobo el primer? Al Martí Jofre, un amic de la Universitat. Ell i la Vanessa, una altra companya, havien anat a visitar l’Alex, i per una altra banda, en Christian (i la que aleshores era la seva nòvia), en Xevi i en Dani (el que treballa amb mi), havien anat a visitar a en Salva. Doncs avui en Dani m’ha explicat que la Vanessa va treballar durant un temps en l’empresa on estem.

I ja que ens posem amb les casualitats, recordo un dia que sortíem de dinar a la Kantine de la Philips, anava parlant amb en Christian i en Salva (tot això abans de que hi hagués res entre nosaltres), i en Salva va i em diu: “Aquest matí, afaitant-me, he recordat que tu anaves a la mateixa classe d’Emissors que jo, seies a la penúltima fila amb els teus amics, davant de nosaltres, i sempre marxàveu a segona hora. Però portaves el cabell més llarg no?”. A veure, sabíem que havíem anat a la mateixa classe perquè coincidien dates i professors, però a mi no em sonava de res (de fet els Pochamen i jo no hi anàvem gaire, a aquella classe, va ser el començament de la Pocha i el mus :P). I estàvem asseguts l’un darrere de l’altre!!